El mundo del trabajo está en permanente movimiento. Las condiciones, las exigencias e incluso las funciones. Aunque los cargos u ocupaciones aún perduran en el mercado laboral, los límites de su competencia están variando, impulsados por la era digital.

El auge de la tecnología y la transformación digital ha llevado a una confusión significativa de las responsabilidades laborales y las expectativas de los gerentes que solo se expandirán con el tiempo.

La realidad es que los títulos o nombres en las distintas asignaciones de trabajo convencionales han quedado obsoletos en muchos contextos laborales. No es que la idea de diferentes rangos sea superflua. El lugar de trabajo moderno simplemente no encaja bien con límites profesionales tan rígidos entre los compañeros y sus respectivas responsabilidades.

A los empleados de hoy a menudo se les exige que trabajen con otros equipos y ofrezcan experiencia fuera de su departamento. Esto sin dejar de llevar a cabo las tareas específicas enumeradas en la descripción de su trabajo, señala Tyrone Smith, Jr. director global de análisis e información de personas en Udemy en su artículo en Harvard Business Review.

Con el apoyo cada vez mayor de la tecnología y la transformación digital, los empleados más comprometidos también están adquiriendo constantemente nuevas habilidades. Y cruzando líneas previamente definidas para impulsar la productividad y la calidad del trabajo. Es necesario reinventar profundamente cómo abordar los cargos  y descripciones de los puestos para infundir las tareas diarias con más flexibilidad. Y un alcance más amplio que el que podría permitir un título tradicional como “Gerente de TI – Nivel 5”, por ejemplo.

Era digital impulsa cambios en el mercado laboral

A medida que la tecnología sigue avanzando y se automatizan más puestos de trabajo, los títulos de los puestos deberán evolucionar para adaptarse al nuevo panorama empresarial. Son los cambios que se observan en el mercado laboral marcados por la era digital, sostiene Smith.

Espere a que surjan más títulos de «proyectos» en particular, como Cloud Migration Lead o Remote Workplace Coordinator. A medida que la fuerza laboral se vuelve más colaborativa y fluida. Estos títulos de proyectos pueden cambiar a otros nuevos a medida que se cumpla el objetivo comercial y surjan nuevas necesidades, sostiene la publicación.

El cargo de «recepcionista» podría cambiarse a «Director práctico de la experiencia del cliente». Largo y complicado. Pero este transmite los proyectos que el empleado manejará sin ponerlos en una caja donde sus habilidades solo se utilizan detrás de un mostrador. Su experiencia y habilidades de cara al consumidor los convierten en un miembro valioso del equipo. Más allá de las tareas repetitivas que actualmente llenan las descripciones de trabajo de los recepcionistas tradicionales.

Puede pensar que reinventar los títulos de los puestos solo es relevante para los gerentes. Pero la mayoría de nosotros redactaremos más de unas pocas descripciones de puestos a lo largo de nuestras carreras. Para aquellos que solicitamos nuevos empleos, podríamos revisar la descripción del trabajo y luego actualizar el currículum. A fin de que coincida o resalte las habilidades y competencias específicas mencionadas para captar la atención de los reclutadores, gerentes de contratación o incluso bots.

Tecnologías inciden en las formas de trabajar

Para los líderes de recursos humanos y otros gerentes la aplicación de la psicología de E / S, puede ayudar a dirigir el replanteamiento, el diseño y la optimización tanto de las descripciones de puestos como de los títulos. Esta es la especialidad de la psicología industrial-organizacional centrada en el comportamiento de los empleados, advierte Smith que también es Coach Ejecutivo Certificado.

Tomar decisiones basadas en los principios de la psicología de E / S puede servir para ampliar el alcance de cada puesto vacante. Así como atraer candidatos atractivos y diversos y resaltar las expectativas de gestión relevantes, agrega el experto en Harvard Business Review.

Incluso antes de escribir la descripción del trabajo con la pluma y el papel, hágase tres preguntas: ¿Qué necesidades comerciales actuales y futuras resolvería directamente este puesto? ¿En qué otro lugar de la organización puede tener impacto este rol? ¿Qué competencias básicas harán que esta persona (y, por lo tanto, su empresa) tenga éxito?

En su opinión, la clave del éxito para todos será comprender que cada empleado y compañero de trabajo es más que un título rígido y una lista de habilidades o tareas esperadas. El meteórico aumento en la adopción de tecnología y la transformación en la era digital en los últimos 18 meses refuerza ese hecho en el mercado laboral, en lugar de disminuirlo.

¿Cómo la tecnología está cambiando nuestra forma de trabajar? Uno de los elementos más comunes de la transformación digital en las industrias, desde la aeroespacial hasta la zoología, es la creciente dependencia de la inteligencia artificial (IA). Una investigación reciente de McKinsey encontró que el 67% de las empresas han acelerado su adopción de IA y otras tecnologías automatizadas desde el comienzo de la pandemia.

Personas vs  Inteligencia Artificial

Precisa Tyrone Smith que el mercado laboral se ajusta a la transformación de la era digital. Y comenta que lo más inevitable posible es que la IA cambie la forma en que se gestionan y organizan millones de trabajos. Pero la realidad es que los humanos permanecerán en el centro de casi todas las ocupaciones. La automatización de tareas manuales o repetibles liberará ancho de banda humano para asumir responsabilidades más dinámicas. Matizadas y de misión crítica que impulsan el crecimiento, la innovación y la satisfacción del cliente de la empresa.

Se refirió además a la gestión de ventas. Casi no hay nada de «rutina» en ser un entrenador o gerente de ventas. El trabajo implica ofrecer a los prospectos y compañeros de trabajo una gran experiencia que varía según el día, la tarea y las personas involucradas. Implica transmitir conocimientos prácticos para tareas como llamadas de ventas y consejos forjados en la experiencia sobre cómo mejorar.

Es importante destacar que la experiencia profesional de un gerente de ventas en el campo no puede ser replicada de manera auténtica y completa por AI. Simplemente hay demasiados matices y complejidad. Sin embargo, las capacidades analíticas de la IA pueden superar incluso al mejor entrenador en escala, velocidad y precisión. Si bien el lugar de trabajo seguirá estando centrado en las personas, la IA y la automatización de procesos robóticos tienen un papel cada vez mayor. En la mesa a medida que el futuro del trabajo continúa evolucionando.

La tecnología ya se está apoderando de una parte significativa de los trabajos contemporánea. La era digital continúa impulsando la adopción de tecnología diseñada para facilitar las tareas repetitivas. Y los trabajadores que se especializan en áreas que pueden automatizarse fácilmente tienen el mayor riesgo de reducir la carga de trabajo.

Fuente: Cambio16

Autor: Mariela León Fecha: 11-Dic-21